Los dueños del rock- Música Capitalina

Por Gustavo Azem/@TavoAzem

El rock mexicano sí existe. Es decir, si se hace en México y por músicos mexicanos entonces es rock mexicano, sin hay duda. Sin embargo, no tiene raíces, no tiene identidad, no es nacional porque la mayoría de nuestras agrupaciones encuentra sus “influencias” en Estados Unidos o Inglaterra.

Muchos ni siquiera tocan rock aunque las estaciones de radio “especializadas” digan lo contrario. Jumbo, La Gusana Ciega, DLD, Los Daniels, Enjambre o Carla Morrison son pop. Silverio, María Daniela y su Sonido Lasser, The Wookies o El Instituto Mexicano del Sonido son Disc Jockeys, le hacen a la electrónica (algunas tampoco rifan en eso). La Agrupación Cariño y Los Ángeles Azules son, pues, cumbia. Y así podemos ir por la escena desmintiendo a las bandas que se denominan parte del “rock mexicano”.

  • LOS DUEÑOS DEL ROCK.

El Warpig dice: el rock está en manos de gente que ni es rocker. Y si es cierto, en la radio un grupito de weyes nos dice que escuchemos a Little Jesus, Odisseo o Juan Cirerol porque es lo “padre”, y no decimos nada. Un disc Jockey, hermano del exgerente de Reactor, impuso una modita de escuchar  conjuntos cumbieros a dueto con tus estrellas favoritas, y lo aceptamos. Hasta compramos sus discos.

Los periodistas bobos de publicaciones bobas alaban el nuevo material de Panteón Rococó, entrevistan a bandas nada interesantes, reseñan conciertos o festivales sin chiste y llaman leyenda al Alex Lora; se refieren a Saúl Hernández como un poeta y, para ellos, Rubén Albarrán es un gurú. La mayoría no tiene sentido crítico y se limitan a publicar lo que esté de moda entre la juventud.

El crítico anónimo Pepe Rock, alguna vez publico un rumor, una teoría, sobre el denominado “grupo de los 13”. Es decir, un conjunto de individuos relacionados con la escena del rock -locutores, gerentes de estaciones de radio, dueños de disqueras y periodistas- que dictaban lo que se escucharía, las bandas que tocarían en los festivales, los nuevos talentos que serían famosos. Y aunque ahora, de las personas que Peperock nombró como miembros honorarios del grupo sólo se puede mencionar a unos cuantos, surgen nuevos nombres y medios como Telehit, Coca Cola Radio, Radio Ibero, Romina Pons o  Camilo Lara. Nel, no suena tan descabellado.

  • LAS BANDAS

Pero hablemos de la actitud e ideología de estas bandas. Me parece digo de vomitarse que ahora sea más importante vestir a la moda, peinarse bonito, llenar un Instagram de selfies que toman durante los conciertos, lamerle las botas a las estaciones de radio y hacer el ridículo en vergonzosos reality shows o como conductores en programas baratos. ¡Pues qué pasó!

La música ya está en un tercer plano, ya no es lo importante. Hacen falta más músicos de profesión y menos rockstars de ocasión. Las nuevas generaciones necesitan culturizarse, estudiar, investigar. Necesitan saber lo que es el rock, el blues, el funk, el soul y el R&B. Deben aprender que Cerati, Bunbury, Calamaro y Vicentico no son las raíces del género y mucho menos The Killers, The Strokes, Alejandra Guzmán, Los Ángeles Negros ni la Sonora Dinamita.

 Les dejo algunas buenas rolas de bandas y solistas mexicanos.



La Guía Definitiva de la Ciudad de México


Déjanos un comentario